Posts actuales

domingo, octubre 22, 2006

BOLIVIA: LIMITES CON PARAGUAY


AVANCES PARAGUAYOS EN EL CHACO
La Real Audiencia de Charcas y la Intendencia del Paraguay, dependieron del Virreinato de Buenos Aires en la última etapa colonial.
El Paraguay, cu­yo territorio estaba comprendido entre los ríos Paraguay y Paraná, se indepen­dizó sin ninguna vio­lencia (1810).
Los paraguayos su gran rió navegable, empeza­ron a poblar la otra orilla y después se in­ternaron tanto en el Chaco Central como el Chaco Boreal. Así empezó una infiltración tempra­na y continua.
Cuando Bolivia -dueña del Chaco- se independizó en 1825, el Paraguay ya había ocupado parte de ese territorio. Bolivia no reclamó en ese momento y se ol­vidó de las tierras del SE hasta que Chile nos arreba­tó el Litoral.

El CIERRE DE UNA SALIDA NATURAL PARA BOLIVIA
El Paraguay se fue sintiendo dueño del Chaco.
Durante el gobier­no del Mariscal Santa Cruz, el ciudadano Manuel Oliden consi­guió permiso para co­lonizar la región donde el Otuquis desemboca sobre el río Paraguay. Cuando trató de utili­zar este río para dicho propósito, lo encontró clausurado para los bolivianos por orden del dictador paragua­yo Dr. Rodríguez de Francia quien hizo em­plazar una guarnición militar en Fuerte Olim­po, sobre el margen boliviano del río.
Asimismo, cuando Bolivia fundó Puerto Pacheco el 13 de julio de 1885, en el Alto Paraguay, la cañonera paraguaya "Pirapó" recibió orden de ocu­par militarmente el puerto boliviano.
Bolivia había sido expulsada de las riberas del río Paraguay.

TRATADOS Y PROTOCOLOS ENTRE 1879 Y 1894
La falta de caminos hacia la frontera impidió el asentamiento humano y su rápida defensa en caso de peligro. Bolivia carente de medios expeditos y con­tundentes para hacer valer sus derechos, escogió co­mo única defensa el alegato estéril de los diplomáti­cos improvisados, que siempre llevaron la peor parte porque ni siquiera conocían el territorio en litigio.
Éste es el resumen de los principales tratados:

TRATADO QUIJARRO-DECOUD
15 de octubre de 1879. Un paralelo desprendido de la desembocadura del río Apa cruzaría el Chaco hasta al­canzar el río Pilcomayo. Era conveniente para Solivia, porque dejaba en su poder gran parte del río Paraguay que es navegable.

TRATADO TAMAYO-ACEVAL
16 de febrero, de 1887. El Chaco se dividía en tres secciones por el paralelo correspondiente a la de­sembocadura del Apa y por otro que pasaba al norte de Fuerte Olimpo. La faja ^central sería so­metida al ARBITRAJE del rey de Bélgica.

TRATADO ICHAZO-BENITEZ
23 de noviembre de 1894. Una línea oblicua comenzaba tres leguas al norte del Fuerte Olim­po y terminaba sobre el brazo principal del Pil­comayo, en la intersec­ción con el meridiano 61° 28'.
Después de cada Trata­do incumplido, aumenta­ban las pretensiones te­rritoriales del Paraguay, mientras -como dice Mi­guel Mercado-

"Año tras año Bolivia enviaba a sus ministros a la capital paraguaya en demanda de Justicia, como fieles en resignada peregrinación a un santo lugar". Mientras que Paraguay se hacia el interesante!!!

PISAR FUERTE EN EL CHACO
En vez de gestiones tan estériles más le hu­biera valido a Bolivia hacer caminos, poblar, colonizar e industriali­zar ese territorio, o sea "PISAR FUERTE EN EL CHACO", como aconsejaba Jaime Mendoza en vísperas del conflicto bélico.
Esta fórmula de Mendoza era de ocupación constructiva y no de guerra.
"Ir al Chaco con la palay el pico antes que con el sable y el fusil"

LA GUERRA
Después del fracaso de los tratados, Bolivia y Pa­raguay se enfrentaron con tal énfasis, que la guerra se hizo inevitable.
La presencia de dos grandes trust petroleros detrás de bambalinas, aceleró el choque de am­bos pueblos. La Standard Oil de Nueva Jersey te­nía concesiones petrolíferas en el borde del Cha­co; la Royal Dutch Shell azuzaba (estimular) a los círculos políticos paraguayos en" contra del país andino.
Del resultado de la guerra dependían los próximos permisos' de prospección y explotación de hidrocar­buros.
Se desencadenó una larga y sangrienta guerra desde julio de 1932 hasta junio de 1935. Mientras Pa­raguay tenía muchos caminos y ferrocarriles de Pe­netración, que empezaban en los puertos fluviales del majestuoso río Paraguay y terminaban en el cora­zón del Chaco Bolivia tenía el escabroso camino Villazon-Tarija-Villamontes y el camino Cochabamba-Santa Cruz-Parapetí.
Bolivia perdió 243.500 Km2 y 50.000 vidas jóve­nes. Por su parte el Paraguay no cumplió el objetivo de ocupar la zona petrolífera de Bolivia

LIMITES ACTUALES
El Laudo Arbitral de 10 de octubre de 1938 seña­ló los límites entre los dos países.
A través de 11 hitos pasan líneas convencionales (confines de referencia), desde el río Pilcomayo has­ta el río Paraguay. Estos hitos son:
Esmeralda (sobre el Pilcomayo)
10 de Octubre
Villazón
27 de Noviembre
Capitán Ustárez
Palmar de las Islas
Coronel Sánchez
Cerro Chovoreca
Cerrito Jara
Nacientes del río Negro
Bobrapa
La línea divisoria entre Solivia y Paraguay fue señalada por los mandatarios de seis repúblicas americanas, constituidos en "árbitros de equidad", mediante Laudo Arbitral de 10 de octubre de 1938. Les sirvió de base un mapa boliviano del Estado Mayor, editado en 1936.
Uno de los hitos era el "Cerro Chovoreca".
Cuando la Comisión Mixta boliviano-paragua­ya demarcadora de límites, fue a colocar los hitos, no encontró el "Cerro Chovoreca" ni nada parecí-, do a cerro. En vista de la inexistencia de este ac­cidente geográfico, la Comisión Mixta, en dos ocasiones distintas (1945 y 1949) acordó adoptar las coordenadas que correspondían a dicho pun­to en el mapa, o sea: 19°21' de latitud sur y 50° 06' de longitud oeste. Para constancia suscribie­ron las actas respectivas.
Sin embargo, Paraguay desconoció dichos acuerdos y exigió la búsqueda de ese cerro en te­rritorio boliviano.
Como no se llegaba a un acuerdo entre par­tes, debía emitir su fallo INAPELABLE el Presi­dente de la Comisión Mixta que era el general ar­gentino Gonzalo Gómez.

Notoriamente parcializado en favor del Para­guay, el general Gómez señaló el EMPLAZA MIENTO IMAGINARIO del cerro Chovoreca, 7 ki­lómetros al norte de las indicadas coordenadas y dentro de territorio boliviano. Con este fallo injus­to Bolivia perdió otros 800 Km2.

En la guerra del Chaco murieron 50 mil soldados bolivianos\40 mil paraguayos-además de sufrir hambre, sed, calor sofocante en defensa del petróleo que nunca existió en esa región chaqueña.
¿A qué novela te recuerda?