Posts actuales

jueves, enero 05, 2012

Las siete profecías mayas dicen que todo cambiará

El Calendario Maya de la cuenta larga establece como punto de comienzo el 13 de agosto del 3.114 A.C. y finaliza el 21 diciembre del 2012, un total de 5125 años, en los cuales los mayas establecen un periodo de un mundo, después de este periodo nuestro planeta Tierra y los seres humanos cambiarán radicalmente. El anuncio del cambio en la humanidad está escrito en las siete profecías mayas.



LAS PROFECÍAS

La primera profecía indica que “El mundo de odio y materialismo terminará el 21 de diciembre del 2012 y con ello el final del miedo, en este día la humanidad tendrá que escoger entre desaparecer como especie pensante que amenaza con destruir el planeta o evolucionar hacia la integración armónica con todo el universo, comprendiendo y tomando conciencia que todo está vivo y que somos parte de ese todo y que podemos existir en una nueva era de luz."

La segunda profecía anunció que el comportamiento de toda la humanidad cambiaría rápidamente a partir del eclipse de Sol del 11 de agosto de 1999, aquel día vimos cómo un anillo de fuego se recortaba contra el cielo. Los mayas sostenían que a partir de los eclipses los hombres perderían fácilmente el control de sus emociones o bien afianzarían su paz interior y su tolerancia evitando los conflictos.

La tercera profecía dice que una ola de calor aumentará la temperatura del planeta, produciendo cambios climáticos geológicos y sociales sin precedentes, y a una velocidad asombrosa. Según ellos el aumento de la temperatura se dará por la falta de sincronía del hombre con la naturaleza y otros factores serán generados por el Sol que al acelerar su actividad por el aumento de su vibración produce más que radiación, aumentando la temperatura del planeta.

La cuarta profecía maya dice que el aumento de temperatura causado por la conducta antiecológica del hombre y una mayor actividad del Sol provocará un derretimiento de hielo en los polos, si el Sol aumenta sus niveles de actividad por encima de lo normal habrá una mayor producción de viento solar, más erupciones masivas desde la corona del Sol, un aumento de la irradiación y un incremento en la temperatura del planeta.

La quinta profecía dice que todos los sistemas basados en el miedo sobre el que se fundamenta nuestra civilización se transformarán simultáneamente con el planeta y el hombre para dar paso a una nueva realidad de armonía.

Los sistemas fallarán para enfrentar al hombre consigo mismo y hacerle ver la necesidad de reorganizar la sociedad, y continuar en el camino de la evolución, que nos llevará a comprender la creación.

Los mayas dictaron en su sexta profecía que en los próximos años aparecerá un cometa cuya trayectoria pondrá en peligro la existencia misma del hombre. Ellos veían a los cometas como agentes de cambio que venían a poner en movimiento el equilibrio existente para que ciertas estructuras se transformasen permitiendo la evolución de la conciencia colectiva.

La séptima profecía maya habla del momento que el sistema solar en su giro cíclico sale de la noche para entrar al amanecer de la galaxia.

Dice que los 13 años que van desde 1999 al 2012, la luz emitida desde el centro de la galaxia sincroniza a todos los seres vivos y les permitirá acceder voluntariamente a una transformación interna que produce nuevas realidades.

Esta profecía dice que la capacidad de leer el pensamiento entre los hombres revolucionará totalmente la civilización, desaparecerán todos los límites, terminará la mentira para siempre porque nadie podrá ocultar nada, comenzará una época de transparencia y de luz que no podrá ser opacada por ninguna violencia o emoción negativa.

CIENTÍFICO

Ante la existencia de las profecías y las especulaciones generadas en torno al presunto fin del mundo según la cultura maya, Carlos Pallán, director del Acervo Jeroglífico e Iconográfico Maya (Ajimaya) del Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH), desechó tales versiones al afirmar que no existen textos mayas que auguren el fin del mundo en 2012. En entrevista para la agencia de noticias EFE, el especialista señaló que la creencia del supuesto fin del mundo, se originó en escritos esotéricos redactados en la década de los setentas. Sin embargo, aseguró que en ninguno de los 15 textos mayas está pronosticado el fin del mundo. Comentó que los profetas modernos se basaron en “dos inscripciones” incluidas en las escrituras mayas, que señalan al 21 de diciembre del año 2012 como el final de un periodo, correspondiente al décimo tercer ciclo en el calendario maya.

Ante esto, algunos profetas afirmaron que la presencia de un agujero negro en el centro de la galaxia al alinearse con el Sol rompería el equilibrio, arrojando una gran cantidad de partículas, y modificando el eje magnético de la Tierra, cuyas consecuencias serían fatales para la humanidad.

2012: fin de una civilización degradada

Los mayas dictaron en su sexta profecía que en los próximos años aparecerá un cometa cuya trayectoria pondrá en peligro la existencia misma del hombre. Ellos veían a los cometas como agentes de cambio que venían a poner en movimiento el equilibrio existente para que ciertas estructuras se transformasen permitiendo la evolución de la conciencia colectiva.

La séptima profecía maya habla del momento que el sistema solar en su giro cíclico sale de la noche para entrar al amanecer de la galaxia.

Dice que los 13 años que van desde 1999 al 2012, la luz emitida desde el centro de la galaxia sincroniza a todos los seres vivos y les permitirá acceder voluntariamente a una transformación interna que produce nuevas realidades.

Esta profecía dice que la capacidad de leer el pensamiento entre los hombres revolucionará totalmente la civilización, desaparecerán todos los límites, terminará la mentira para siempre porque nadie podrá ocultar nada, comenzará una época de transparencia y de luz que no podrá ser opacada por ninguna violencia o emoción negativa.

DATOS

PARA tomar

en cuenta

7

profecías.

el mundo está atento a las predicciones de la cultura maya.

Ésta es reconocida y respetada por la sabiduría e invenciones que se adelantaron en siglos a la civilización occidental.

Sus siete profecías lo confirman.

5125

años dura un mundo

Según la cultura maya, desde el año 3.114 AC hasta 2012, se cumple el período de 5125 años que completa el desarrollo de uno de los mundos contenidos en su calendario.

Dilema.

La humanidad debe escoger entre desaparecer o evolucionar en armonía con el Universo.